ADICCION AL TRABAJO
Desde una perspectiva social, Japón es el país por excelencia a la hora de enfocar el problema de la adicción al trabajo. En éste país, se censó que la adicción al trabajo de forma aislada, era directamente responsable de la muerte de 147 personas y de 66 suicidios o intentos de suicidio tan sólo en el año 2006, como consecuencia directa de una presión insoportable en la esfera laboral. Ésta dramática circunstancia, fue denominada con el término «karoshi», para designar "la muerte por sobreesfuerzo en el lugar de trabajo". Se observó, que muchos de éstos empleados habían muerto por un ataque cardíaco repentino que tuvo lugar en las misma oficina donde sufrían el estrés laboral prolongado, como resultado de horarios desproporcionados que alcanzaban promedios de 1.801 horas al año por asalariado. Éstas cifras, aunque pertenecientes a un lugar tan distante a nuestra cultura como Japón, no distan tanto de las condiciones laborales dentro de nuestro propio país, pues según estimaciones de la OCDE, la diferencia con el horario de los trabajadores Españoles, consiste únicamente en una hora más de trabajo al día para los Japoneses. En éste sentido, es bien conocido que en España aún existe una cultura empresarial centrada en el fomento de políticas que premian el sobreesfuerzo horario del asalariado, junto a una despreocupación total por las consecuencias tóxicas a nivel físico y psíquico del exceso de trabajo, que en opinión de Ignacio Buqueras (presidente de la comisión para la racionalización de los horarios Españoles), " está más que demostrado que las jornadas excesivamente largas, no están relacionadas con una mejora de la productividad, e incluso pueden tener un efecto contrapoducente al desencadenar el efecto contrario". En concordancia con éstas declaraciones, un informe de la Organización Internacional del trabajo (OIT), ha ratificado que casi un 10% de la población Española trabaja a un ritmo superior a las 12 horas al día. Éste grado de dedicación, representa un riesgo importante para la aparición de diversas manifestaciones de estrés, siendo la adicción al trabajo una de sus posibles y más habituales formas de presentación... En México existen estudios de investigadores de la UAM que hablan de las actitudes frente al trabajo la obsesión y el síndrome de la culpa. Hay quien esta casado (a) con el trabajo, en el encuentra todo, se refugian en la actividad por años y cuando se jubilan no saben qué hacer con su tiempo libre es más ni lo conocen les es ajeno y se sienten con sentimientos de culpa por no hacer lo que toda su vida hicieron?el trabajo como terapia ocupacional..hasta donde lo permita la existencia?la adicción de nuestro tiempo vivir para trabajar..trabajar para vivir.




© 2007 PREMEDI-TEST S.A. de C.V. Se concede la licencia de utilización de este sistema web únicamente con fines informativos y para uso personal, para distribución se debe citar la fuente (PREMEDI-TEST S.A. DE C.V.) con vínculo a la página del corporativo www.premeditest.com.mx y este texto de licencia de utilización.