EL CIGARRO MAS PELIGROSO QUE EL SIDA

Mata el cigarro más personas que el sida: OMS


México gasta unos 30 mil millones de pesos anuales en atención a enfermedades derivadas del tabaco, toda vez que su consumo está relacionado con más de 80 problemas de salud, que van desde alteraciones en el recién nacido hasta enfermedades crónicas en adultos, siendo el cáncer -especialmente de pulmón- una de las más severas Al cáncer de pulmón se incluye el de cervix, páncreas, riñones y estómago, sin contar la enfermedad cardiovascular, la leucemia, las cataratas, la neumonía, las afecciones de encías, huesos y el daño en los órganos de reproducción. Por todo ello, la Organización Mundial de la Salud (OMS) asegura que el cigarro mata a más personas en el mundo, que la suma de las muertes causadas por VIH/sida, tuberculosis, accidentes automovilísticos, suicidios y homicidios.Tan sólo en México más de 53 mil personas fumadoras mueren anualmente por enfermedades asociadas con el tabaco, lo que significa al menos 147 defunciones diarias, una cada diez minutos. De acuerdo con la Encuesta Nacional de Adicciones 2008, se calcula que en México hay 16 millones de fumadores activos y 48 millones pasivos (aunque los cálculos hablan ya de dos millones más para cada caso), siendo los hombres los que mayormente consumen tabaco. Sin embargo, se ha incrementado el número de mujeres que fuman, especialmente entre las adolescentes de 12 a 19 años, en una proporción de uno a uno en la relación hombre-mujer, en comparación con la población adulta, cuya relación es de tres hombres que fuman por una mujer, según el informe México contra el tabaquismo de la Secretaría de Salud. Para el secretario de salud José Angel Córdova Villalobos, con ésta ley se beneficiará al 85 por ciento de mexicanos que no fuman y se tratará de disuadir al 15 por ciento restante, para que abandonen el hábito. Estudios médicos señalan que a las 12 horas de dejar de fumar, el nivel de monóxido de carbono en su sangre baja a la normalidad. De dos semanas a tres meses después, el peligro de un ataque al corazón comienza a disminuir y sus pulmones a mejorar. Al año, el peligro de una enfermedad coronaria se reduce a la mitad, comparado con el de un fumador. Tras cinco años, el riesgo de padecer cáncer de boca, garganta y esófago se reduce a la mitad, y de cinco a 15 años después, el riesgo de una enfermedad coronaria es igual al de una persona que nunca ha fumado.(Rosalía Servín Magaña / Alma López)/


 





© 2007 PREMEDI-TEST S.A. de C.V. Se concede la licencia de utilización de este sistema web únicamente con fines informativos y para uso personal, para distribución se debe citar la fuente (PREMEDI-TEST S.A. DE C.V.) con vínculo a la página del corporativo www.premeditest.com.mx y este texto de licencia de utilización.